Roban hasta campanas de iglesias

Compartir

Guanajuato, Gto. 16 de mayo de 2014.- Benjamín Castillo Plasencia, obispo de la diócesis de Celaya, explicó que aunque los índices delictivos de robo en las iglesias han disminuido considerablemente, los ladrones no sólo buscan el arte sacro, sino que se han estado llevando hasta las campanas.

Las cámaras han ayudado a evitar delitos (Foto: Especial)

Después de la entrega de los botones de pánico asignados a instituciones religiosas, el obispo dijo que el dispositivo será benéfico para enfrentar la situación que se presenta  en el municipio en materia de seguridad.

Comentó que la incidencia en las iglesias en materia de robos disminuyó cuando se instalaron cámaras de seguridad, además de que sirvió para tener un registro de lo que ocurría al interior e inhibir esos delitos.

“En las iglesias ya hay pocos robos pero no han faltado, sí ha habido robo de arte sacro, violaciones a los sagrarios en algunos lugares y se han llevado campanas, ahora las tiran y las entregan a algún fundidor que ha de estar por ahí como cómplice”, señaló.

Mencionó que a la fecha no saben cuál es el destino de esas campanas, sobre todo porque no es fácil cargarlas y sería difícil no verlas, sin embargo no hay mayores datos de dónde han ido a parar.

Castillo Plasencia consideró que a pesar de todo la afectación a las iglesias ha sido menor que la que viven las casas habitación del municipio celayense, donde este delito ha ido creciendo.

Por lo anterior consideró que los botones son un buen instrumento más para atender el tema de la seguridad, pero la respuesta está en toda la sociedad que necesita reeducarse en varios de los valores y ellos en la iglesia asumen su responsabilidad al igual que otras instituciones, concluyó.